Aloe Crosby Prolífico

Aloe Crosby Prolífico: Características, cuidado y cultivo

El Aloe Crosby Prolífico es una suculenta híbrida de Aloe Nobilis y Aloe Humilis. Posee hojas verdes afiladas y largas, con espinas en forma de dientes translucidos en sus bordes.

Así mismo cuando sus hojas se exponen a la luz solar adquieren una tonalidad roja. También brotan en abundancia sobre ella espigas de flores, con un intenso color naranja que hacen iluminar el espacio donde se crece.

Este tipo de aloe es muy atractivo para las abejas y aves debido al néctar que producen sus flores. Es especial para arreglos suculentos gracias a sus peculiares tonos rojos y naranja brillante.

  • Se da bien a pleno sol y también a sombra parcial.
  • Planta de poco riego. El riego en exceso puede producir la muerte de la planta.
  • Puede crecer hasta 15 cm de altura.
  • A su vez puede crecer  hasta 61 cm de ancho.
  • Tolera bajas temperaturas máximo hasta -1 ºC.
  • Es muy tolerante a la sequía.
  • Puede ser tóxica tanto para humanos como animales. Hay que tener precaución al manipularla.
  • Es de crecimiento activo en primavera y otoño.

Cuidado y propagación

Esta planta requiere de los cuidados básicos generales de la mayoría de las plantas suculentas.

Cuidado general del Aloe Crosby Prolífico

Este pequeño aloe híbrido es muy tolerante a la sequía y requiere de pocos cuidados para mantenerse saludable. Debe evitarse el exceso de agua y cultivar donde reciba suficiente luz solar durante el día. No obstante en muchas ocasiones el intenso sol del verano puede generar al Aloe Crosby muchas quemaduras en las hojas.

Al ser una planta de tamaño muy pequeño, es ideal para decorar espacios interiores y realizar proyectos de arreglos suculentos.

También es muy importante destacar que este tipo de aloe no debe ser podado. Retira las flores y espigas que ya se encuentren marchitos para evitar así los hongos y plagas. 

Tiende a ser atacado por cochinillas y caracoles, plagas que deben ser eliminadas rápidamente para evitar graves daños a la salud de la planta.

conoce aquí como Cómo deshacerse de los insectos en las suculentas

También puede ser invadida por hongos sino se controla la humedad en la que se encuentre el sustrato de la planta.

Riego

Para mantener saludable tu Aloe Crosby prolífico es muy importante controlar el riego. Evitar el exceso de agua y la acumulación de ella en las raíces. Si el sustrato permanece húmedo durante mucho tiempo traerá como consecuencia daños irreversibles a las raíces.

Es por ello que es recomendable regar cuando ya la tierra está seca por completo. La frecuencia no debe superar 1 a 2 veces por semana. 

Si deseas aprender la técnica más efectiva de riego visita nuestro artículo Cómo regar tu planta suculenta: Aprende a hacerlo apropiadamente.

Donde plantarla

El Aloe Crosby se debe plantar en un espacio donde reciba suficiente luz solar. Cultivar a pleno sol es lo ideal para un mejor desarrollo. Se da mejor en climas cálidos.

Si vives en un clima muy frio es mejor cultivarla en el interior de tu casa,  en un área donde reciba suficiente luz del sol, como por ejemplo cerca de una ventana. También es importante recordar que  el recipiente donde la vas a cultivar debe poseer un buen drenaje.

El sustrato debe ser el adecuado y debe tener la propiedad de drenar el exceso de humedad de forma eficiente.

Aprende aquí cómo preparar Sustrato para suculentas: Aprende a preparar un suelo bien drenado

Cómo propagar Aloe Crosby

A esta planta le encanta propagarse y se puede hacer fácilmente a través de sus hijuelos o compensaciones. 

Propagación por compensaciones

Notarás pequeñas compensaciones que brotan alrededor de la base principal de la planta madre. Para retirar estas pequeñas compensaciones debes esperar que tengan el tamaño adecuado. Cuando tengan al menos 1 Cm de alto podrás retirarlas utilizando un objeto filoso y muy bien desinfectado. Se recomienda dejar que las compensaciones se sequen durante uno o dos días antes de volver a plantar.

Colocar sobre un sustrato ligeramente arenoso y húmedo y evitar de exponerlas a la luz solar hasta que logren brotar sus raíces.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *